viernes, agosto 28

les cadeaux pour l'âme

Alexandre, Merci pour ton Cadeau!!  La musique apporte la joie à mes jours tristes :)

martes, agosto 25

El sol en mi piel

Se me ha llenado la espalda de sol…

y cuando el sol se va, solo queda mi piel: ardiente, sedienta, insaciable!

Añorando el suave reposar en la arena. La refrescante inmensidad del mar.

Y aquí, encerrada en estas ropas, mi piel no hace mas que agitarse clamando libertad, intentando alejarse de cualquier roce.

Es que en este estado de añoranza, hasta una suave pluma podría atormentarme.

Amo el sol. Amo su calor, su energía… pero no que intente quedarse en mi, anidar en mi piel.

miércoles, agosto 5

el vacio de mi soledad

No me asusta la soledad… me hace libre.
y suelo valorarla mas que a otras cosas.
sobretodo, cuando por agobio, no puedo quedarme a solas con ella.

Pero pasa que algunos días la soledad se va de paseo.
Y es en esos días que me abandona,
que yo moriría por tener alguien que me abrace.
que llene ese vacio que deja mi soledad al dejarme sola.

si, ya lo se.. es egoísta.
no existen los abrazos descartables
solo para días o momentos.

pero, y entonces... donde encuentro el equilibrio?
la soledad acompañada.
la libertad resguardada.

sábado, agosto 1

Hoy me prefiero a mi.

Hace cuanto que no soy yo... hace cuanto que no escribo!
Es que los golpes de realidad me tienen tan hasta las narices, que no encuentro el momento de quedarme conmigo misma...
a pensar, a sentir, a sentir lo que pienso y oler lo que siento.

Eso mismo! donde esta el aroma de mis pensamientos?
Donde perdí ese sol que destellaba en mi pelo?
Donde están los sueños que libremente inundaban mis noches?
Donde están mis instantes atrapados?
Donde esta Andrea? donde estoy yo?

Algunas veces prefiero perderme adrede...
Olvidarme del tiempo, perderme dentro.
Esos profundos túneles grises, mis laberintos sin minotauro.
Lugar oscuro, fresco y maravilloso.
Donde nunca me canso de explorar.
Donde nunca dejo de encontrar.

Y están las otras veces, las que me pierdo sin notarlo...
sumergiendome
poco a poco en el peligroso mundo,
en esta realidad que casi siempre me sabe ajena, agria, rota.
Y ahí si que me pierdo, me desvió, me extravió...
cuanto mas desesperadamente me busco, tanto mas me pierdo...

Hasta que recuerdo: quien, donde, cuando y esos porque que nunca averiguare.
Entonces vuelvo a mi, al lugar de la energía, al centro de mi brillante universo gris.

Que frágiles son siempre los limites.
Hoy haré equilibrio, prefiero quedarme en mi.